jueves, marzo 06, 2008

Acoplamiento.

Ahora si ya me siento casi integrado a lo que fue mi vida hace un año. Nuevamente hago coraje de la gente que es leeeentaaaa para todo, que en los negocios siempre te pongan jeta al atender, que la comida casi no tenga sabor, que los conductores no sepan ni para que sirven las direccionales ( o piensan que solo es para poner su pasito duranguense o su reguetón a ritmo de los "foquitos").

Pero sobre todo a la restricción de Internet, ya no puedo entrar casi a ningún lugar, casi no puedo ver fotos en los blogs y mucho menos ver/poner algún comentario.

Además de trabajar ya hasta tarde por la acostumbrada mala planeación de tiempos en el banco.

Ni modo, si no fuera por lo que me pagan no estaría aquí… aunque podría estar mucho mejor… Pero a veces si veo que el destino si existe, aunque yo la mayoría de las veces voy contra él o lo niegue.

Ya espero la otra semana traer mi máquina y poder conectarme normalmente por las noches.

1 comentario:

Marce dijo...

hola! que bien que ya te estes acostumbrando y aunque nunca faltan las cosas malas... espero que te la estés llevando bien por sobre de todo.
cuidate y un saludo!!
ciao :]