lunes, abril 05, 2010

Crónica de una pésima semana. (parte III)

Viernes 26 de Marzo.

Por fin pude dormir seis horas enteras, esa noche no tuve sueños. Pero eso me sirvió para reponer energías para lo que pronto me esperaría.

Llegando la hospital, el doctor nos dijo que ya le habían comenzado el tratamiento para poder hacer trabajar al riñón. El tratamiento consiste en estresar al cuerpo, entre ello al riñón para que comenzara a fluir la orina. Pero por lo tardado del aplicarlo, era muy probable que ya no funcionara. Hicieron un ultrasonido Doppler el cual indicaba que el riñón no estaba trabajando, pero el estudio de la Urea y Creatinina presentaba niveles normales.. y esa precisamente es la chamba del riñón.

El sábado se iba a aplicar una cirugía para ver lo que estaba pasando, si el doctor vería la posibilidad de salvar el riñón, haría lo posible para salvarlo. Si veía que ya no había posibilidad, entonces de una vez se lo tendría que quitar.

Su hermana, la que donó el riñón, la dan de alta. Ella sale al medio día pero le dieron la oportunidad de poder ver a mi novia. Sale llorando porque la situación es muy triste.

Por la tarde le informaron a mi novia la situación. Aún muy somnolienta, lloró. El doctor de la tarde, muy buena onda y contra todo protocolo nos dejo entrar a verla. Entró su hermana y luego yo; totalmente tapados con cubreboca, guantes, bata, gorro y botas. Era la primera vez que la podía ver e interactuar con ella después de la cirugía. Al verla y poder hablar con ella me hizo comprender que no importaba el riñón, si no tenerla conmigo. Le platiqué y traté de animarla un poco, creo que lo logre porque se rió. Solo fueron 10 minutos que traté de aprovecharlos lo mejor posible.

Al llegar a mi casa comí bien esperando dormir lo más pronto posible y poder estar en el hospital antes de las 8:00am porque a esa hora estaba programada la cirugía.


Sábado 27 de Marzo.

A las 0:30 horas, después de comer en mi casa y al preciso momento de disponerme a dormir, me habla por teléfono su hermana donante. Que la hemodiálisis que le habían programado a mi novia había salido mal. El catéter ya no respondía y le dolía mucho. Mi novia se resistió a que le pusieran el catéter chafa que tienen ahí. Así que me hablan por teléfono para que, en medio de la noche, buscara por toda la gran ciudad el catéter que habían pedido.

Las llamadas fueron muchas, de las peores fue que ella de plano gritaba y se quejaba del dolor que sentía por haberles maltratado ese catéter. Sus hermanos que estaban de guardia ya no aguantaban, Me dijeron que los doctores querían una medicina para el dolor que no la tenían aquí pero que teníamos que comprarla para administrársela. Yo al buscar el catéter, estaba muy lejos y me tardaría mucho así que les dije que por favor ahí sí me apoyaran para que salieran y buscaran en alguna farmacia de por ahí cera. Hicieron caso.

Su hermano y yo, dentro de la camioneta de mi novia nos pusimos a buscar el dichoso catéter por toda la ciudad. Preguntando a cada farmacia de especialidades dónde podría estar, la urgencia era mucho porque a primera hora era la cirugía. Ella estaba sufriendo mucho y ya había sufrido mucho, yo lo menos que podía hacer era conseguir ese catéter para que ya no le incomodara más.

Estuvimos dando vueltas por todos lados, de plano recorrimos los hospitales del centro, norte y sur de la ciudad y como era lógico, no había casi nada abierto y los pocos que encontrábamos, no tenían ese catéter por ser un artículo muy especial dentro de las cirugías.

Toda la noche sin dormir, se nos ocurrió hablar a un enfermero que atendía a mi novia en las hemodiálisis que se hacía en el DF. Afortunadamente lo pudimos contactar y nos dijo que sí podía conseguirnos el catéter en el hospital dónde trabajaba. Lo iba a comprar y nos veríamos a las 8:30am en metro Hidalgo. Ya eran las 8:00 y tuve la oportunidad de hablar con el doctor antes de meterse a hacer la cirugía, le comenté que en ese momento iría por el catéter y me dijo que estaba bien, que si regresaba en una hora le pondría el que yo tenía, de lo contrario tendría que poner el que ellos tenían.

Tardé 45 minutos en entregar el catéter; corriendo por el metro y viajando en taxis.

Al salir, antes de que la bajaran de la sala de operaciones. El doctor fue inmediatamente a vernos. Nos pasó la mala noticia de que efectivamente no se pudo hacer nada por el riñón y se lo tuvieron que quitar. Le hicieron los procedimientos necesarios para ver si podría funcionar pero comentó que de plano ya presentaba hasta una coloración violácea, signo de que ya estaba muerto.

Lloramos mucho sus familiares y yo. Pero nos consolábamos porque sabíamos que el resultado pudo haber sido mucho peor. Al menos tiene un catéter que a ella no le molesta tanto. Ahora ya solo queda la recuperación de todo, que al parecer puede que demore hasta la segunda semana de abril. Posteriormente queda el asimilar todo lo que pasó y esperar la decisión de ella. Hay tres posibilidades en la que ella tendrá que pensar y decidir..

  1. Que otra de sus hermanas done otro riñón y nuevamente someterse a todo el protocolo del trasplante.
  2. Que ella se anote en la lista de espera para un riñón cadavérico (los que les quitan a los que se mueren)
  3. Seguir por siempre en sus hemodiálisis hasta que su cuerpo se canse y llegue el inevitable final.

Como sea, pasará tiempo para que ella decida qué hacer. Pero de las cosa que prometí para que ella esté aquí fue que yo la apoyaré en cualquier cosa que decida, hacerla sentir a gusto mientras esté junto a mi. Eso es muy difícil pero ella puede ser algo comprensiva y yo creo que lo puedo cumplir.

2 comentarios:

gabriel dijo...

Animo
Pidanle a Dios!
En su palabra dice: todo lo que me pidas en oracion, con fe. te lo dare. Amen.

Pleia dijo...

He terminado de leer todas tus entradas del proceso.
Que puedo decir... realemnte sentí todo lo que decias mientras lo leia. Lamento mucho que el resultado no haya sido el mejor, pero eso si, ella está aquí, contigo, y tiene otra oportunidad de vivir por más tiempo.
Disfrutala al máximo, vive TODO lo que puedas con ella... Eres increíble me cae !!!, eres una persona muy fuerte y de un gran corazón. Cuando leí esto me di cuenta que todavía hay muy buena gente en este mundo, su hermanita, su familia !!!
Gracias por haberte cruzado en este espacio internauta conmigo !
ANIMO !!!